Febrero 15, 2018

Información y acceso a los datos: RGPD IV

Archivado en: Protección de Datos, RGPD — Etiquetas: , , , — legisconsulting @ 10:41

Una parte esencial en tratamiento de datos es la información que se debe notificar al interesado cuando recabamos los datos o cuando este los solicita.

Tanto la nueva LOPD como el Reglamento (RGPD) hacen una división sobre la información que se debe facilitar en función de la fuente de dichos datos.

Si los datos se obtienen el propio interesado -por ejemplo mediante el registro en una Web- , el responsable del tratamiento le facilitará  en el mismo momento:

a)      la identidad y los datos de contacto del responsable y, en su caso, de su representante;

b)      caso de que exista, los datos de contacto del delegado de protección de datos;

c)       los fines para los que se van a utilizar los datos personales y el modo en que se van a utilizar. Debiéndose solicitar una nueva autorización si se cambia la finalidad a que destinarán los datos.

En particular, si los datos obtenidos del afectado fueran a ser tratados para la elaboración de perfiles, se deberá informar de ello.

d)      los intereses legítimos concretos  del responsable del tratamiento o de un tercero para recabar esos datos;

e)      los destinatarios o las categorías de destinatarios de los datos personales, en su caso;

f)       en su caso, si se va a producir una transferencia internacional de datos -por ejemplo si se usa un servicio en la nube cuyos servidores se encuentran en el extranjero-.

Si los datos NO se obtienen el propio interesado, el Responsable del Tratamiento le facilitará, además de toda la información precedente:

a)      Las categorías de datos objeto de tratamiento y

b)      las fuentes de la que procedieran los datos  y, en su caso, si proceden de fuentes de acceso público;

c)       el plazo durante el cual se conservarán los datos personales o, cuando eso no sea posible, los criterios utilizados para determinar este plazo;

d)      la existencia de los derechos de acceso, rectificación o supresión y oposición, así como el derecho a la portabilidad de los datos;

e)      el derecho a retirar el consentimiento en cualquier momento;

f)       el derecho a presentar una reclamación ante la AGPD;

g)      la existencia de decisiones automatizadas, información significativa sobre la lógica aplicada en su caso, así como la importancia y las consecuencias previstas de dicho tratamiento para el interesado.

Toda esa información deberá ser proporcionada  por el Responsable del Tratamiento al interesado como máximo en el plazo de un mes. O si los datos personales han de utilizarse para comunicación con el interesado, a más tardar en el momento de la primera comunicación a dicho interesado. O si los datos se van a comunicar a otro destinatario, como máximo en el momento en que los datos personales sean comunicados por primera vez.

Excepciones

Pero como todo no podía ser tan fácil, el RGPD si establece excepciones. Casos en los que el deber de información no es imprescindible y que pueden facilitar mucho la vida a Responsable del Tratamiento. Estas son:

  • que el interesado ya disponga de la información;
  • la comunicación de dicha información resulte imposible o suponga un esfuerzo desproporcionado,;
  • que la obtención o la comunicación esté expresamente establecida por Ley;
  • o cuando los datos personales deban seguir teniendo carácter confidencial sobre la base de una obligación de secreto profesional regulada por Ley.

Acceso

En todo caso, el interesado tendrá derecho a obtener del responsable del tratamiento confirmación de si se están tratando o no datos personales que le conciernen y, en tal caso, derecho de acceso a toda la información que le debería -o le fue- comunicada detallada anteriormente además de, caso de haber transferido los datos a un tercer país, las garantías relativas a la transferencia.  Para ello el Responsable del Tratamiento facilitará una copia de los datos personales objeto de tratamiento, pudiendo para ello exigir al interesado un canon razonable basado en los costes administrativos.

Es decir, vendremos obligados a entregar copia de los datos, pero podremos exigir el importe del coste que ello ocasione.

Finalmente sólo queda señalar la obviedad de que es obligatorio entregar o notificar toda la información citada anteriormente, pero es sabio conservar copia o justificante de haberla entregado.

Post to Twitter Post to Plurk Post to Delicious Post to Facebook

Febrero 13, 2018

Datos especialmente protegidos – RGPD III

Archivado en: Comercio Electrónico, Protección de Datos, RGPD — Etiquetas: , , , — legisconsulting @ 12:01

Podemos tratar toda clase de datos siempre que medie consentimiento, pero hay algunas categorías de datos de los que el Reglamento (RGPD) prohíbe el tratamiento. Son datos “especialmente protegidos”, aunque -como casi todo en Protección de Datos- con matices.

Así, el Reglamento prohíbe el tratamiento de Datos:

  • que revelen el origen étnico o racial,
  • las opiniones políticas,
  • las convicciones religiosas o filosóficas,
  • la afiliación sindical,
  • el tratamiento de datos genéticos, datos biométricos dirigidos a identificar de manera unívoca a una persona física,
  • datos relativos a la salud
  • datos relativos a la vida sexual o las orientación sexuales de una persona física.

Salvo excepciones (y excepciones a las excepciones):

  • Que el interesado de su consentimiento explícito salvo que lo prohíba expresamente una ley.

Consentimiento que no bastará para levantar la prohibición según la nueva LOPD para datos relativos a la ideología, afiliación sindical, religión, orientación sexual, creencias u origen racial o étnico… Pura matemática: prohibición x excepción x prohibición de la excepción = prohibido.

  • El tratamiento de los datos es necesario es necesario para el cumplimiento de obligaciones  legales en el ámbito del Derecho laboral y de la seguridad y protección social.

Es decir, que si hay una obligación legal que necesite del tratamiento de esa categoría de Datos, su tratamiento SÍ estará permitido.

  • El tratamiento es necesario para proteger intereses vitales del interesado o de otra persona física, en el supuesto de que el interesado no esté capacitado, física o jurídicamente, para dar su consentimiento.

Si está capacitado, sí será necesario el consentimiento. O dicho en sentido contrario: según el Reglamento, hasta para salvarle la vida a alguien se necesita su consentimiento para tratar los datos si puede dar dicho consentimiento

  • El tratamiento se refiere a datos personales que el interesado ha hecho manifiestamente públicos. Si bien en este caso los datos exigirán de otros deberes de información que se tratarán por su extensión en otro Post.

-        Aviso a empresas de marketing, big data, etc. Los datos manifiestamente públicos podrán ser utilizados

-        Aviso a particulares: cuidado con lo que se cuelga y como se cuelga en Twitter, redes sociales, etc.

  • El tratamiento es necesario para la formulación, el ejercicio o la defensa de reclamaciones o cuando los tribunales actúen en ejercicio de su función judicial;
  • Por razones de Interés público.

Veremos el desarrollo si es que este llega a producirse, pero de momento esta excepción parece cajón de sastre que abre la puerta a posibles actuaciones Orwelianas;

  • El tratamiento es necesario para fines de medicina preventiva o laboral, evaluación de la capacidad laboral del trabajador, diagnóstico médico, prestación de asistencia o tratamiento de tipo sanitario o social, o gestión de los sistemas y servicios de asistencia sanitaria y social, sobre la base del Derecho de la Unión o de los Estados miembros o en virtud de un contrato con un profesional sanitario y sin perjuicio de las condiciones y garantías contempladas en el apartado.

(Nota: Resuelta la excepción a la excepción: las ambulancias no necesitarán llevar formularios a firmar por el accidentado para poder comunicar al hospital la situación del mismo antes de llegar.)

  • El tratamiento es necesario por razones de interés público en el ámbito de la salud pública.
  • El tratamiento es necesario con fines de archivo en interés público, fines de investigación científica o histórica o fines estadísticos, de conformidad con el artículo 89, apartado 1, sobre la base del Derecho de la Unión o de los Estados miembros, que debe ser proporcional al objetivo perseguido, respetar en lo esencial el derecho a la protección de datos y establecer medidas adecuadas y específicas para proteger los intereses y derechos fundamentales del interesado.

En resumen, si se trata de una empresa, entidad o profesional podrá tratar datos especialmente protegidos como los datos relativos a la salud, datos genéticos sólo con consentimiento del interesado. Pero en ningún caso podrá tratar datos como la ideología, las convicciones religiosas o políticas, la vida sexual o la afiliación sindical, salvo que la normativa laboral nos obligue a tratarlos.

Post to Twitter Post to Plurk Post to Delicious Post to Facebook

Noviembre 22, 2017

Los Reyes Magos y el (nuevo) Reglamento de Protección de Datos (RGPD)

Archivado en: Comercio Electrónico, Protección de Datos — Etiquetas: , , — legisconsulting @ 11:07

Post recomendado exclusivamente para mayores o menores informados.

Magia e ilusión en estado puro, pero antes que los Reyes Magos (ciudadanos extracomunitarios) le toca otro personaje del mismo gremio, vecino nuestro y residente comunitario suponemos que en alguna urbanización de la costa: San Nicolás (Sinterklaas en los Países Bajos), que no sabemos si cobra el PER el resto del año, pero que sólo trabaja el 6 de diciembre (poco que ver con el Papa Noel  o Santa Claus que llega la noche del 24 de diciembre).

Sinterklaas es como nuestros Reyes Magos, sólo que en lugar de venir de Oriente en camello dice la tradición que es un obispo mayor de barba larga, vestido de fiesta mayor, al que nadie debería extrañarse de ver en la planta de juguetes de El Corte Inglés o similar y que va desde España en barco a Holanda y Bélgica a llevar regalos y dulces naranjas… aunque en este año pudiera pensarse que no deben haber sido muy buenos los niños por esos lares cuando Zwartemont(1),, por la cara que se les ha quedado, parece haberles llevado más limones que dulces naranjas a los belgas.

Sinterklaas y el RGPD

Pero, como este es un blog jurídico y como tal vamos a tratarlo, pasamos a plantear de forma concisa los elementos claves de la situación jurídica de Sinterklaas a la luz del RGPD :

  • Como hemos visto, Sinterklaas es residente en España (residente comunitario)
  • Sinterklaas es mágico y dispone de datos para saber qué niños se han portado bien y cuáles no… un fichero organizado de datos en toda regla.
  • Los datos de que dispone son de niños comunitarios (Holanda y Bélgica entre otros), por lo que las exigencias no serían mayores que si los fueran españoles.
  • Evidentemente  es una cantidad masiva de datos, con lo cual entendemos que dispondrá de un Delegado de Protección de Datos.
  • Como  la actividad de Sinterklaas se inicia con una acción activa del interesado pidiendo regalos por carta, eso supone obviamente una autorización expresa.
  • Pero -salvo algún despistado- los firmantes son menores de 13 años, así que sus padres deberán firmar su autorización a la tenencia de los datos(2).
  • En el fichero figura cómo se han portado cada niño (son datos de comportamiento íntimo y de lo más personal) y sabe lo que quieren de regalo (hábitos de consumo)
  • Pero es que además esos menores están en otro país de la UE.
  • Podemos suponer que aunque sea muy estacional, dado el volumen de trabajo dispondrá de más de 250 ayudantes, así que deberá mantener un “Registro de Actividades”.
  • Normalmente las comunicaciones con Sinterklaas o los Reyes se realizan por correo postal, así que como no hay otra forma, con los regalos deberíamos encontrar por la mañana un documento en que figure toda la información que ya contamos antes en otro post.

Y al margen de esto también cabe preguntarse,  ¿tendrá Sinterklaas, como residente y con los servidores en España, el fichero inscrito ante la AGPD?… al menos hasta el 25 de mayo que en principio dejará de ser obligatorio, debería.

¿¡Y qué pasa con los Reyes Magos!?

Los Reyes Magos disponen de los mismos datos y hacen el mismo uso de los mismos planteado para Sinterklaas, pero como resulta evidente, lo tienen más difícil y el uso y ‘manejo’ de esos datos tendrá muchas más exigencias.

Los Reyes Magos lo son de Oriente y, por lo tanto, son ciudadanos extracomunitarios.  No sabemos a día de hoy si como jefes de Estado tendrán pasaporte diplomático, si FRONTEX les permitirá llegar este año, si habrán conseguido ya el preceptivo visado o si habrán hecho la los trámites aduaneros necesarios para los regalos. Pero como este post va de protección de datos y no de extranjería o fiscalidad, dejaremos de lado este complicado tema y pasemos a lo que nos ocupa.

Los datos sobre los niños y su bondad o maldad a lo largo del año se recaban aquí por un -o tres en este caso- no residente/s. Y, como hemos visto,  posteriormente son trasladado a su domicilio social en territorio extracomunitario. Ello implica una transferencia internacional de datos que exigiría:

  • Normas corporativas vinculantes para responsables y Encargados del tratamiento
  • Aceptación expresa para la transferencia por parte del mayor de 13 años(2) o sus tutores legales .
  • Autorización expresa por parte de la AGPD.
  • Cláusulas contractuales para el tratamiento de datos y los correspondientes garantías en Oriente que deberán ofrecer los Reyes magos debidamente firmadas.

Los Reyes magos sólo podrían transmitir los datos sin autorización previa al lugar de su domicilio social sin nivel adecuado de protección cuando esa transferencia sea necesaria para satisfacer intereses legítimos, imperiosos del responsable y la transferencia no es repetitiva y afecta sólo a un número limitado de interesados…. Algo para lo que no parece que se adapte a la norma por mucho que forcemos la interpretación alegando los únicos interesados son los niños (muy limitado) y que es temporal hasta que cuando crezcan descubran “LA VERDAD” de los Reyes Magos y Sinterklaas.

Magos Intenational Network

Me preguntaba hace ya un tiempo una persona profundamente preocupada por el tema: “¿¡Sinterklaas se ‘chiva’ a los Reyes magos!?”. Y yo pienso: si Sinterklaas se ‘chiva‘, es una transferencia extracomunitaria de datos.

Si los datos son comunicados por Sinterklaas porque es un chivato, entonces estamos ante una transferencia extracomunitaria de datos a un tercero fuera de la UE en un lugar que suponemos -viendo en las noticias  como está por el ‘Oriente’-  que no es un “lugar que ofrezca un nivel de protección adecuado” de acuerdo con la Comisión Europea y que por lo tanto exigirá a Sinterklaas obtener los mismos datos que hemos visto en el punto anterior que se exigirían a los Reyes magos y, además la notificación expresa a los niños mayores de 13 años(2) o a sus tutores legales, el detalle de los términos concretos de su acuerdo con los Reyes Magos (medidas de seguridad a adoptar en Oriente, plazo de cesión, uso de los datos, etc. etc., etc )

Mantener la ilusión: nota para interesados

Para caso de que lleguen a leer esto a pesar de la elevada carga de trabajo que deben tener en estas fechas, queremos aprovechar este post para instar encarecidamente tanto a Sinterklaas como a los Reyes Magos  que cumplan todas las obligaciones legales expuestas anteriormente. Con el nuevo RGPD y la nueva LOPD la Agencia de Protección de Datos mantiene sus facultades para aplicar unas sanciones para las que, a la espera del desarrollo reglamentario, ve reforzadas su discrecionalidad, su capacidad para graduarlas…. y su cuantía:

  • Para algunas infracciones, el importe de mayor cuantía entre: hasta 10.000.000,00€ o hasta el 2% del volumen de negocio total anual global del ejercicio financiero anterior
  • Para otras infracciones consideradas más graves, el importe de mayor cuantía entre: hasta 20.000.000,00€ o hasta el 4% del volumen de negocio total anual global del ejercicio financiero anterior
  • Y esta última sanción de igual importe por no atender las resoluciones de la  AGPD

Para mantener la ilusión de niños y mayores, les rogamos desde aquí que cumplan ustedes con las obligaciones, no vaya a ser que el presupuesto se resienta por el paso de la AGPD y la magia los Reyes la tengan que usar de verdad para que los regalos tras la publicación del RGPD no se limiten a los excedentes de carbón del cierre de las térmicas o como mucho a juguetes de los chinos.

Deseamos desde aquí que tengamos todos un año lleno de ilusión y magia -a ser posible no financiera-.

.

.

(1) ‘Zwarte Pieten’ son los pajes ayudantes de Sinterklaas(San Nicolás, nada que ver con Papa Noel  o Santa Claus que llega en 24 de diciembre)

(2) La edad mínima fijada por el RGPD  para dar validez para prestar consentimiento menores es de 16 años, aunque autoriza a los estados a fijar una edad menor que en ningún caso se a inferior a 13 años. La edad actual en la LOPD es de 14 años, pero el proyecto de ley parece que lo adelanta hasta los 13 años que fija el RGPD.

Post to Twitter Post to Plurk Post to Delicious Post to Facebook

Junio 21, 2016

RGPD I: Consentimiento y datos personales con el nuevo Reglamento UE

Archivado en: Comercio Electrónico, Protección de Datos, RGPD — Etiquetas: , , — legisconsulting @ 13:00

El nuevo Reglamento de protección de datos viene a introducir importantes novedades y entre ellas la base de todos los datos: el consentimiento del Usuario

El consentimiento hasta ahora

En Protección de datos el punto de partida y eje central de todo es el Consentimiento del usuario para el tratamiento y utilización de sus datos personales. Cuestiones como la utilización, el tratamiento o la seguridad de los mismos quedan supeditados a ese consentimiento previo.

La Ley Orgánica 15/1999, define Consentimiento del interesado: toda manifestación de voluntad, libre, inequívoca, específica e informada, mediante la que el interesado consienta el tratamiento de datos personales que le conciernen”. Debiendo los interesados a los que se soliciten datos personales “ser previamente informados de modo expreso, preciso e inequívoco” (Art 5.1 LOPD).

Hasta ahora se prestaba la información en largos y tediosos textos que casi nadie leía y se recababa el consentimiento no sólo de forma expresa -forma reservada a determinados datos especialmente protegidos-, sino también de forma Tácita -no me opongo, luego presto consentimiento- o incluso Presunta -sigo navegando, luego presto mi consentimiento-.

Ahora, el nuevo reglamento nos obligará a replantear como recabamos el consentimiento y la forma y la información que proporcionamos al Usuario

El Consentimiento en el nuevo Reglamento UE

Al contrario que hacía y hace aún la LOPD, el nuevo reglamento viene a exigir que para que la prestación del consentimiento para el tratamiento de datos personales sea válida el usuario realice una acción activa ya sea mediante una declaración expresa ya sea mediante acción afirmativa de algún tipo.

Además se exige  al responsable del tratamiento que sea capaz de demostrar  el consentimiento del usuario para el tratamiento de sus datos personales (”Cuando el tratamiento se base en el consentimiento del interesado, el responsable deberá ser capaz de demostrar que aquel consintió el tratamiento de sus datos personales”).

Consentimiento de menores

Distingue la LOPD actual entre menores o mayores de 14 años En el caso de menores de 14 años deberán prestar el consentimiento sus representantes legales

El Reglamento UE también introduce modificaciones en esta materia al establecer una edad mínima para prestar consentimiento de 16 años, si bien abre la puerta a que los Estados miembros en sus legislaciones nacionales establezcan una edad inferior a estos efectos que en ningún caso podrá ser de menos de 13 años. Pero esa normativa evidentemente aún no existe y tenemos que quedarnos con el límite general de los 16 años

Además exige que “El responsable del tratamiento hará esfuerzos razonables para verificar en tales casos que el consentimiento fue dado o autorizado por el titular de la patria potestad o tutela sobre el niño, teniendo en cuenta la tecnología disponible”. Una disposición obviamente muy vaga esta de los ‘esfuerzos razonables’ pero que seguro veremos desarrollada en su día por la práctica e informes de la AGPD

Consentimiento Informado

El consentimiento debe ser también y sobre todo “informado“. Así el nuevo Reglamento UE establece algunas nuevas obligaciones en este deber de información entre las que cabe destacar:

  • La información proporcionada al usuario debe ser “en forma concisa, transparente, inteligible y de fácil acceso, con un lenguaje claro y sencillo, en particular cualquier información dirigida específicamente a un niño” .
  • La información será proporcionada “por escrito o por otros medios, inclusive, si procede, por medios electrónico”.
  • La información podrá ser facilitada verbalmente pero sólo ante petición del interesado y se demuestre la identidad del usuario por otros medios.
  • El derecho del usuario llegado el caso a acudir a una autoridad de control y a ejercitar acciones judiciales.
  • Se informará al usuario de los datos de contacto de la nueva figura creada por el reglamento del Delegado de Protección de Datos.
  • El plazo durante el cual se conservarán los datos o al menos los criterios utilizados para calcular tales plazos.
  • El derecho a la portabilidad de los datos
  • Y en su caso “la existencia de decisiones automatizas, incluida la elaboración de perfiles  …….) y, al menos en tales casos, información significativa sobre la lógica aplicada, así como la importancia y las consecuencias previstas de dicho tratamiento para el interesado.”

Todas estos cambios y muchos otros que trataremos en próximos posts no entrarán en vigor hasta el 25 de mayo de 2018, pero en algunos casos no son fáciles de implementar ni hay impedimento alguno para ir adaptándose a lo inexorable.

Post to Twitter Post to Plurk Post to Delicious Post to Facebook

Enero 19, 2016

Fin del ‘ultimátum’ AGPD: qué hacer

Archivado en: Comercio Electrónico, Protección de Datos — legisconsulting @ 12:20

La AGPD anunció que el 29 de enrero empezará a poner sanciones a empresas por utilización de servicios muy habituales de Internet. Vea a continuación si le afecta y qué hacer con su Dropbox, su Google o su Facebook antes de la ofensiva de la AGPD en 10 días

De donde viene el ‘Ultimátum’

La culpa de todo la tiene un señor austriaco que denunció a Facebook ante la autoridad de protección de datos de Irlanda -donde Facebook tiene su sede en Europa- por el tratamiento que Facebook daba a sus datos personales. En concreto por ceder tales datos a la NSA estadounidense.

Para tratar datos fuera de la UE -y los servidores de Facebook están en EEUU- es necesaria de forma previa la firma de un contrato específico con el prestador del servicio fuera y  la autorización expresa del director de la AGPD. Pero para simplificar tan engorrosos trámites, la Comisión Europea adoptó la Decisión de la Comisión 2000/520 que establecía la peculiar presunción de que servicios autorizados por la Comisión Federal de Comercio de EEUU disponían del mismo nivel de protección de que disfrutamos en Europa. Lo que simplificando la idea se conocía como Safe Harbor y era en lo que se amparaban servicios de Internet para evitar engorrosos trámites.

Pero el asunto llegó al Tribunal Europeo (TJUE) que decidió que la Comisión se había excedido en sus competencias y, montando una revolución en el Cloud, decide de forma expresa que Facebook no cumple con los estándares mínimos de seguridad y acaba con el Safe Harbor declarando que las distintas Agencias de protección de Datos de Europa tienen que empezar a valorar si todos esos prestadores de servicios de fuera de Europa cumplen como los de aquí.

Y con esta Sentencia, la AGPD emitió el 29 de octubre una comunicación en que fijaba como plazo máximo el 29 de Enero de 2016 para regularizar la situación de empresas y entidades con servicios online con servidores fuera de la UE y que reitera en una  segunda comunicación posterior en que reitera que adoptará medidas pasada esa fecha.

A quién afecta

El ultimátum de la AGPD va dirigido a empresas o entidades que utilicen servicios que trasladen o traten datos fuera de la UE, lo que quiere decir que quien quiera compartir las fotos de las vacaciones de los niños con los abuelos en Dropbox o colgarlas en Facebook podrá seguir haciéndolo siempre que cuente con la autorización del otro progenitor, pero claro, ese es otro tema.

Por el contrario, quien utilice servicios y desarrolle cualquier actividad fuera de su esfera estricta y exclusivamente personal deberá cumplir con las exigencias que para la transferencia internacional de datos fija la LOPD.

Si almaceno datos de mis clientes en la nube, o las facturas, u ofrezco un servicio de vía chat, o incluso si tengo algo tan poco Online como un bar con página en Facebook y fotos de mis clientes en la barra, la AGPD quiere que regularice.

Qué hacer

Si utiliza servicios de Intenet con servidores fuera de la UE está haciendo pues una transferencia internacional de datos y ello incluye servicios que van desde el almacenamiento en la nube, el uso de redes sociales, servicios de correo, servicios de chat, etc. Por ello, para seguir usando tales servicios será necesario:

  • Cumplir con el deber de información a los usuarios
  • Incluirlo en el Documento de Seguridad
  • Disponer de un contrato firmado: la Comisión también ha aprobado Decisiones con Cláusulas contractuales tipo para estos casos
  • Solicitar autorización al Director de la Agencia de Protección de Datos

En unos días se acaba el plazo que dio la AGPD, habrá que cambiar los documentos de protección de datos, buscar un contrato -algunos servicios ya disponen de ellos- y ponerse en la cola de las autorizaciones de la AGPD y de no hacerlo, enfrentarse a las sanciones.

Post to Twitter Post to Plurk Post to Delicious Post to Facebook

Octubre 14, 2015

Revolución legal en el “Cloud”

Archivado en: Protección de Datos — Etiquetas: , , , — legisconsulting @ 10:47

El Tribunal de la UE ha dinamitado la figura del “Puerto Seguro” en Protección de Datos y revoluciona el Cloud: la AGPD podrá entrar a valorar si los datos transferidos fuera de la UE-desde Facebook a Dropbox o empresas de cloud- cumplen la normativa nacional… ¡Y no la cumplen!

Se empieza con una declaración contundente: “El Tribunal de Justicia declara inválida la Decisión de la Comisión que declaró que Estados Unidos garantiza un nivel de protección adecuado de los datos personales transferidos” (sentencia en el asunto C-362/14)

Y sigue con el fondo del asunto: “ las autoridades nacionales de control a las que se haya presentado una solicitud pueden, aun cuando una Decisión de la Comisión declare que un país tercero ofrece un nivel de protección adecuado de los datos personales, examinar si la transferencia de los datos de una persona a ese país respeta las exigencias de la legislación de la Unión sobre la protección de esos datos así como acudir ante los tribunales nacionales”

¿Qué significa?

En primero lugar, que se le pasan a exigir a todas las empresas y personas que almacenen Datos Personales fuera de la UE el cumplimiento de la legislación europea.

Hasta esta resolución se permitía que la Comisión Europea publicara un listado de países a los que la transferencia internacional de datos estaba permitida porque se consideraba que prestaban un nivel de protección equiparable a la LOPD. Entre ellos estaban  los del Espacio Económico Europeo y, entre otros EEUU sólo para entidades adscritas a los “principios de Puerto Seguro”. Para la transmisión al resto de países o entidades hacía falta un complicado procedimiento que necesitaba de la autorización previa expresa del director de la AGPD.

Tras esta resolución, al haber sido excluido EEUU del concepto de Puerto Seguro, para transmitir datos a servidores en EEUU habrá que demostrar que el destinatario de los datos cumple con los mismos estándares de seguridad y exigencia de la LOPD. Y ello es aplicable a Facebook -involucrada en la sentencia-, pero también a servicios de uso común como Dropbox o cualquier otro servicio cloud.

¿Es automático?

La normativa nacional obliga a solicitar autorización previa para la transferencia de datos fuera de la UE, pero entiendo que los datos ya transferidos lo fueron bajo el paraguas de una decisión de la Comisión Europea y bajo las directrices de la AGPD, por lo tanto la transferencia se hizo de forma legal.

El problema surge por un lado de que cualquier nueva transferencia de datos a EEUU requerirá del largo proceso y de la autorización previa para ser considerada como legal. Y por otra parte de que la AGPD podrá entrar la a examinar y exigir el cumplimiento de la ley nacional a cualquiera de los otros destinos de “puerto Seguro” para cualquiera que utilice servidores fuera de la UE. Y para ello bastará una sola denuncia de alguien descontento.

O dicho de otro modo, las autoridades Europeas podrán analizar a partir de ahora el tratamiento de los datos depositados en “puertos seguros”.

Entonces los servidores fuera cumplirán la norma

Pero,  ¿pasarán las empresas norteamericanas el filtro de las distintas agencias de protección de datos de Europa?

El Parlamento Europeo ha publicado un Informe comparativo de protección de Datos EEUU- UE que hace un estudio detallado del nivel del marco de uno y otro lado del océano y a la vista de los resultados parece difícil que un marco como el norteamericano pueda ser modificado de forma fácil y rápida para conseguir un nivel de protección y tratamiento de los datos Personales análogo al que se hace en Europa.

El informe es largo y detallado, pero incluye un interesante y clarificador resumen que  se transcribe al final de este post.

Consecuencias

Para el usuario de Internet: evidentemente mayor grado de protección.

Para quien maneje datos: la necesidad de una auditoría urgente del tratamiento de hace de esos datos.

(más…)

Post to Twitter Post to Plurk Post to Delicious Post to Facebook

Diciembre 2, 2014

Guía ultrabreve de Comercio Electrónico

El Comercio Electrónico o ECommerce está teniendo un crecimiento exponencial en los últimos tiempos y se prevé que siga así. Por ello es fácil encontrar a quien cree que basta con ‘estar‘ en Internet para aprovechar la ola, o a los que piensan que hay que estar “porque todo el mundo está‘. Pero estar por estar sin más es absurdo y peligroso. Es como salir de Safari con tirachinas.

A continuación, una lista del equipo con el que cargar para hacer seguro el ‘Safari‘.

Incluye el “Aviso legal“: Es obligatorio aunque la Web o el Blog aunque sólo sean el ‘escaparate’ de una actividad Económica (contenido obligatorio)

Redacta e incluye unas “Condiciones de Servicio:  Los contratos son ley entre las partes. Y si no estableces la ley para las transacciones con tus clientes se aplicará la ley supletoria (LSSI, Ley de Consumo, Código Civil, etc). Es posible entonces que esas disposiciones ’supletorias’ no encajen en la idea que tienes de las responsabilidades que estás dispuesto a asumir. Porque lo que pongas en ellos -con límites- es ‘la Ley de la Web‘.

Establece cuál es la “Política de Privacidad: Debes manifestar qué datos se guardan, como se hace, con qué finalidad, que se cumple con las exigencias legales y que se manifiesta su aceptación.  (Política de Privacidad en las web)

Cuida las “Cookies”: Son la estrella mediática de la protección de de datos personales y las que peor reputación tienen. Puede no instalarse ninguna y el problema estará resuelto, pero es difícil que un informático no incluya por defecto alguna como Analytics. Pero cumpliendo con las normas establecidas e incluyendo en fondo y forma el modelo propuesto por la AGPD, no deberían suponer un problema.

Cuida el tratamiento de los datos: Además de los puntos anteriores, la ley obliga a una determinada forma de tratar, almacenar (en servidores propios o en Cloud) y acceder a los datos recabados de los Usuarios de la Web. Todos unos mecanismos que deben estar contenidos en un “Documento de Seguridad” exigido por la AGPD.

Registra los ficheros: Si se tienen datos personales de usuarios (y casi todos lo es, hasta direcciones IP), los ficheros deberán estar registrados ante la AGPD.

Cumple las obligaciones ‘Societarias’: Si se está actuando a través de una Sociedad, la Ley establece unas obligaciones y requisitos concretos para tener u operar una Web.

Cuida los Medios de Pago:

  • Elige la pasarela de pago que mejor se adapte al modelo de negocio concreto:  Aunque no lo parezca, hay vida más allá de Paypal (Que pasarela de pago es la mas fiable)
  • Muestra con quien gestionas los cobros: Es incluso buena idea y aporta seguridad mostrar que la pasarela está en el  Listado de Entidades del Banco de España
  • Nunca guardes datos de tarjetas de clientes. Es Ilegal y la lista de entidades y empresas dispuestas a arruinar el negocio con sanciones es extensa (AGPD, Autoridades de Consumo, Banco de España, Visa, etc)

Declara los ingresos de Paypal (o similar): Paypal no es una cuenta opaca en un paraíso fiscal, es un mero medio de pago en el que los ingresos a través de él percibidos deben ser declarados a Hacienda igual que los de cualquier otro medio de pago. (cuestiones y dudas sobre Paypal)

Cumple la Ley de Consumo (aunque cueste): Cumplir la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y el Comercio Electrónico (LSSI) no es suficiente. La Nueva Ley de Consumo también es aplicable al ECommerce y la muy diversa  muy diversa normativa supone un gran escollo y un gran riesgo.

Incluye toda la documentación: Se exige en Comercio Electrónico proporcionar cliente documentación tal como una copia del ‘contrato en soporte duradero’ o un Formulario Desistimiento.

Cuida la Publicidad: Además de cumplir todas disposiciones y límites de la Ley General de Publicidad existen prohibiciones y límites específicos propios del Ecommerce como el Spam o comunicaciones electrónicas no solicitadas. El Spam es igual de ilegal ya se haga a través de correo electrónico desde cualquier cuenta de correo (personal o no) o a través de los servicios de mensajería internos entre usuarios conectados de Linkedin o Facebook.

Asegúrate de que lo que vendes es lo que crees vender: O dicho de otro modo, sé consciente de la obligaciones que asumes y con qué límites. Si vendes algo serás corresponsable con el fabricante ante el comprador de eso que vendes. Si prestas un servicio serás responsables de su buen fin. Si simplemente ‘intermedias‘ (plataformas de intercambio, de venta o incluso de ‘encuentro’ entre particulares por ejemplo) serás responsable de probar que no eres parte en modo alguno de una operación entre terceros si no quieres.

Sé consciente de los derechos de tus clientes: Aparte de los derechos legales atribuidos por otras normas o por los propios Términos y Condiciones de Servicio de la web, los clientes de Ecommerce son Consumidores o Usuarios en los términos de la Ley y ello les proporciona una serie de derechos que la propia Ley considera como irrenunciables ni tan siquiera aceptando  las Condiciones de Servicio de la Web.

Evita los peligros del ECommerce: Que como se ha puesto de manifiesto, van más allá de temida LOPD

Evita las sanciones: Que van mucho más allá de la temida AGPD (Inseguridad jurídica en sanciones a las web)

Asegura tu actividad: Con un asesoramiento profesional especializado.

Post to Twitter Post to Plurk Post to Delicious Post to Facebook

Agosto 27, 2014

Nueva ‘Ley de Cookies’ y navegadores

Archivado en: Comercio Electrónico, Informática, Propiedad Intelectual e Industrial — Etiquetas: , , , — legisconsulting @ 09:41

La nueva Ley de Telecomunicaciones aprovechó sus Disposiciones Derogatorias para meterse en jardines que no le son propios y modificar, entre otras, la ‘Ley de Cookies’

El cambio en la ‘Ley’

Como ya sabe todo el mundo, la ‘Ley de Cookies’ no es una Ley, sino el artículo 22.2 de la LSSI

Antes se permitía prestar en consentimiento del usuario a las Cookies mediante la configuración de su navegador para que de forma automática las admitiera siempre que ello proviniera de una acción expresa por parte del usuario en esta sentido.

Ahora se elimina el requerimiento de tal acción expresa por parte del usuario.

Pero como es más fácil mostrarlo que explicarlo, a continuación la ‘Ley’ en su redacción antigua y en color azul la parte eliminada en la reforma (el resto queda igual):

2. Los prestadores de servicios podrán utilizar dispositivos de almacenamiento y recuperación de datos en equipos terminales de los destinatarios, a condición de que los mismos hayan dado su consentimiento después de que se les haya facilitado información clara y completa sobre su utilización, en particular, sobre los fines del tratamiento de los datos, con arreglo a lo dispuesto en la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal.

Cuando sea técnicamente posible y eficaz, el consentimiento del destinatario para aceptar el tratamiento de los datos podrá facilitarse mediante el uso de los parámetros adecuados del navegador o de otras aplicaciones, siempre que aquél deba proceder a su configuración durante su instalación o actualización mediante una acción expresa a tal efecto.

Lo anterior no impedirá el posible almacenamiento o acceso de índole técnica al solo fin de efectuar la transmisión de una comunicación por una red de comunicaciones electrónicas o, en la medida que resulte estrictamente necesario, para la prestación de un servicio de la sociedad de la información expresamente solicitado por el destinatario.

¿Supone algún cambio?

Desde mi punto de vista vaya por delante que entiendo que no.

Parece que se está eliminando la exigencia de una acción ‘expresa‘ del usuario modificando la configuración de su navegador, pero no es realmente así.

En primer lugar porque se mantiene el texto del párrafo primero que exige el consentimiento del usuario, lo que junto a la referencia a la LOPD determina que tal consentimiento sea expreso y previo para algunos tipos de cookies que no corresponde aquí analizar.

En segundo lugar por lo que hay detrás de la ‘Ley’ y que utilizará la AGPD para establecer la interpretación de la norma y cuando se estará vulnerando y proceda imponer una sanción.

Y en este sentido, la AGPD tendrá que acudir a Grupo de Trabajo de la Comisión Europea creado por la Directiva 95/46/CE de protección de datos como órgano consultivo para armonizar la interpretación de la normativa en toda Europa. Y este órgano ya ha interpretado que el consentimiento del usuario sólo se entenderá prestado a través de la configuración de los buscadores u otras aplicaciones cuando por defecto estos rechacen cookies de terceros y requieran que el usuario realice una acción expresa para hacer que la configuración acepte las cookies.

Es decir, que si el navegador no debe ser configurado expresamente por el usuario para aceptar cookies, o simplemente el dispositivo no permite tal configuración, el consentimiento no se tendrá por prestado de forma expresa y es probable que la AGPD entienda que se ha cometido una infracción si no se busca un consentimiento expreso previo a su instalación.

Habrá que esperar como siempre a la interpretación que haga la AGPD, pero da la impresión de que esto no supondrá cambio alguno y que servirá para poco más que para obligarnos a hacer nuevas elucubraciones de lo que pretendía el legislador en lugar de simplificarnos la vida como debería.

Post to Twitter Post to Plurk Post to Delicious Post to Facebook

Abril 9, 2014

Formas rápidas e indoloras de suicidarse

Hay muchas formas de ‘suicidar‘ un negocio, pero una lenta y dolorosa es ofrecer o contratar servicios sin cumplir todas las normas o garantías legales.

Un negocio trabajado

La semana pasada recibí una solicitud de contacto en Linkedin que resultó ser alguien que sólo un día después me envió un correo ‘presentando’ sus servicios. Lo que se llama en términos legales publicidad.

Se presentaban los servicios a través de una Web muy buena, con servicios ofertados claros y las tarifas increíbles. Sin duda, de los suyo sabían lo que hacían y habían hecho un grandísimo trabajo y una importante inversión. Pero no sabían de leyes:

· El art. 10 de la LSSI no es toda la LSSI o sobrarían 44 artículos y varias disposiciones adicionales.

· Las exigencias de Protección de Datos no se limitan a registrarse ante la AGPD (estaría muy bien).

· Decían que habían conseguido los ‘certificados de seguridad‘ exigidos para su actividad,

· pero no decían cual era su actividad, porque evidentemente la que parecían ofertar no era tal.

· Y no era tal porque tras una rápida búsqueda en Internet para saber si tenían la preceptiva autorización resultó negativa.

Hasta aquí una bonita lista de infracciones y sanciones derivada de una bonita lista de leyes distintas.

Pero es que aún cumpliendo la LSSI, la LOPD y con los certificados de seguridad, hay cosas que no puedo hacer; no puedo ofrecer un servicio de correo sin licencia; no puedo ofrecer servicios de pago si no soy una entidad de pago o un agente de una de ellas; no puedo ejercer de médico o abogado sin el título correspondiente; ni puedo ser carnicero sin el de manipulador de alimentos.

¿Actividad Ilegal?.. y sanciones por error

Pues no necesariamente. Y este es el caso que inspira este Post.

En Internet es bien sabido que es fácil el no soy pero lo parezco“. Un proxy a una entidad con todos los permisos es legal y hasta habitual: presento a la apariencia de ser y prestar sin ser ni prestar. Pero no decir quién presta realmente el servicio y en qué condiciones sí es ilegal y también es motivo de jugosa sanción para quien lo presta y genera una enorme inseguridad en quien lo contrata.

Varias leyes prohíben esta falta de transparencia y establecen múltiples y graves sanciones (acumulativas) que serán impuestas por muy diversas autoridades. Algunas legítimas como las del apartado anterior, pero incluso algunas sanciones por error. Imagine por ejemplo que la autoridad reguladora piensa que -tal como parece en la Web- ofrecemos unos servicios que no ofrecemos (la falta de trasparencia que decíamos antes)sin licencia, pues es probable que directamente envíe una sanción y la orden automática de suspender actividades antes incluso de preguntar.

El riesgo del usuario

Quien está contratando este servicio en concreto no sabe realmente quien se lo va a prestar, ni en qué condiciones, ni con qué garantías. Pero tampoco sabe quién va a acceder a sus datos -en muchos casos como el de las Entidades de Pago, muy sensibles- ni quién los va tratar, ni dónde, ni con qué fin, ni en qué forma.

Es legal y no acarrea en principio responsabilidad para el usuario contratar con este tipo de servicio, pero supone un enorme riesgo para él la renuncia a las garantías legales que de hecho supone. Las leyes están hechas con mayor o menor fortuna, pero la intención de todas las exigencias, registros y autorizaciones es siempre la misma: la seguridad del usuario.

De safari por la jungla

En este caso, como en muchos otros, además de las normas generales de actividades por Internet hay que cumplir

· las normas y autorizaciones específicas de la actividad en Internet;

· otras normas generales no específicas de Internet;

· además de normas ‘generales

· y normas específicas de la actividad con su especialidad para negocios online.

Una maraña normativa que afecta a cualquier negocio y que se incrementa más incluso si el negocio es Online o se contrata Online.

Internarse en esta jungla sin guía (legal) es como ir a cazar leones con tirachinas. Tanto para quien ofrece como para quien contrata servicios observar la ley y asegurarse de que se observa es esencial. No todo lo que contratamos es lo que parece ni todos los peligros de la jungla son leones o hipopótamos.

Post to Twitter Post to Plurk Post to Delicious Post to Facebook

Enero 24, 2014

Cookies: Información y consentimiento (actualizado)

Archivado en: Actualidad, Comercio Electrónico, Informática, Protección de Datos — Etiquetas: , , — legisconsulting @ 10:29

La AGPD aclara finalmente, a través de una resolución, la forma correcta de plantear las cookies a los usuarios.

Hasta ahora teníamos claro cuál era la información que se debía proporcionar al usuario en cada momento porque así lo había manifestado la propia AGPD a través de un modelo que debía ser adaptado a cada circunstancia concreta. Y quedaba claro que debía plantearse  a través de lo que la propia AGPD llama ‘información por capas.

El problema era -proporcionando esa información y sabiendo el momento en que debía prestarse al usuario- saber si también era necesaria la previa autorización expresa del usuario para la instalación de cookies. Es decir, si era necesario plantear una pantalla en blanco pidiendo de forma previa la autorización expresa para la instalación de cookies o no.

La AGPD viene ahora, a través de la Resolución de 14 de enero de 2014, a decirnos que

  • la falta de información previa  la instalación de cookies SÍ es sancionable
  • que la falta de autorización previa a la instalación de cookies NO es sancionable

Así, la forma correcta de plantear el aviso de cookies queda como sigue

Información por capas

La AGPD se reitera en la presentación por capas de la Guía sobre el uso de las cookies publicado por la propia entidad hace ya un tiempo.

Así, se plantea la información en dos capas:

Primera capa: debe contener la siguiente  información mínima

  • Advertencia sobre el uso de cookies no exceptuadas que se instalan al navegar por los sitios web o al utilizar el servicio solicitado.
  • Identificación de las finalidades de las cookies que se instalan, con información sobre si se trata de cookies propias o de terceros.
    • Advertencia, en su caso, de que si se realiza una determinada acción se entenderá que el usuario acepta el uso de las cookies.
    • Un enlace a la segunda capa informativa en la que se indica una información más detallada.

Esta información –manifiesta la propia AGPD– es necesaria para que el usuario conozca el uso de estos dispositivos, su finalidad, los responsables de su utilización y la conducta de la que se inferirá la prestación del consentimiento, así como para que éste pueda obtener información adicional.

Segunda capa: debe contener la siguiente información

  • Definición y función de las cookies
  • Tipo de cookies que utiliza la página web y su finalidad.
    • Forma de desactivar o eliminar las cookies descritas y forma de revocación del consentimiento ya prestado.
    • Identificación de quienes utilizan las cookies, incluidos los terceros con lo que el editor haya contratado la prestación de un servicio que suponga el uso de cookies.
    • Definición y función de las Cookies

Insiste la AGPD en la necesidad de que la información proporcionada en esta segunda capa sea ‘completa y clara’  e incluya en particular la ‘tipología de las cookies realmente utilizadas’, ‘finalidad de las mismas’ e ‘identidad de quienes instalan y utilizan las cookies

(Falta de) autorización no sancionable

De cumplirse estos requisitos de información, manifiesta la AGPD que se está cumpliendo la exigencia del Art. 22.2 de la LSSI del ‘consentimiento informado’. Y lo más importante, que la vulneración de ese requisito previo del ‘consentimiento informado’ no es sancionable de acuerdo con el Art 38.4.g) LSSI:

“Igualmente, ha quedado probado que el uso de cookies por las mencionadas entidades se lleva a cabo sin mediar el consentimiento informado al que se refiere el artículo 22.2 de la LSSI, aunque la vulneración de este requisito previo a la instalación de cookies no resulta sancionable en virtud de la redacción del artículo 38.4.g)”

Por el contrario, sí afirma en otro apartado de la misma resolución que la falta la información íntegra según el apartado anterior de este post, anula el consentimiento que se hubiera prestado y sería objeto de sanción

En conclusión, que la información completa por capas según se ha mostrado anteriormente en este Blog en la forma y con el  modelo de aviso de cookies de acuerdo con las directrices de la AGPD sugeridas en su momento no es sancionable según la AGPD.

Post to Twitter Post to Plurk Post to Delicious Post to Facebook

Entradas más antiguas »